Pedro Ku y Su Pasión por los Árboles.

Rostros de Xel-Há

Los Árboles en la Vida de Pedro Ku

Pedro Ku, del departamento de desarrollo sustentable en Xel-Há, nos cuenta la leyenda de Chechén y Chacá y más sobre su trabajo. Pedro tiene 16 años trabajando con su pasión: los árboles y jardines que los rodean y para él, los árboles son vida.

pedro-ku

 

¿Por qué es importante el desarrollo sustentable?

 

Siempre hay que vivir con equilibrio con la naturaleza, para que las generaciones futuras les toque vivir en un ambiente sano conservado por la mano del hombre creando una nueva visión, cultura y educación, que reconozca que el futuro de la humanidad depende de nuestra habilidad de vivir en balance y armonía con nuestro mundo natural y así preservar los recursos naturales para las futuras generaciones.

 

arboles-naturaleza-riviera-maya-xelha_

 

¿Qué consejos les podrías compartir a las personas para vivir de manera sustentable?

 

  • Participar en los programas ecológicos de tu comunidad.
  • Comprar plantas en viveros establecidos para evitar el comercio de nuestras áreas naturales.
  • Tener siempre en nuestros jardines plantas de la región, para mantener la vegetación de nuestra comunidad y a su vez conservar la fauna que en ella habita.
  • Contribuir con la reforestación de parques de tu comunidad, para la creación de áreas verdes.
  • Minimizar el impacto negativo al medio ambiente. Utilizar tus propios desechos orgánicos de casa creando composta como un fertilizante natural.
  • Consumir lo indispensable para generar menos desechos.
  • Cuidar el consumo de gas y luz.

Para terminar, Pedro nos comparte la leyenda de Chechén y Chacá y la importancia de los árboles en la región.

La Leyenda de “Chechén y Chacá”

 

leyenda-de-chechen-chaca-xelha-arboles

 

Cuentan que existió un rey maya llamado Chechén, que cometió terribles excesos con su pueblo. Al parecer, este malvado monarca tenía atemorizados a todos sus súbditos. La situación llegó a ser tan caótica que un buen día, el pueblo se sublevó y se levantó en armas contra su malévolo monarca. Chechén fue perseguido, acorralado y finalmente matado en el fragor de la revuelta, pero antes de morir juró que regresaría a vengarse de todos. Se le sepultó en mitad de la selva dejando su cuerpo alejado del pueblo.

Meses después, sobre su tumba comenzaron a brotar las primeras hojas de una planta no conocida hasta entonces. Continuó creciendo hasta convertirse en un árbol oscuro, recio y con veneno en sus venas que muy pronto empezó a extenderse como una plaga por toda la selva. Todo aquel indígena maya que entraba en contacto con su sabia dañina padecía los males de aquel veneno. El rey había conseguido mantener su maldad sobre la faz de la tierra incluso después de su muerte, manteniendo atemorizado a su pueblo. Ese árbol fue bautizado con el nombre de Chechén.

 

naturaleza-xelha-arboles

 

Un tiempo después, una bellísima princesa maya con fama de bondadosa y muy querida por el pueblo, llamada Chacá, desgraciadamente enfermó de gravedad y al cabo de un tiempo murió siendo joven y sus súbditos desolados decidieron enterrar su cuerpo junto a la tumba del temido Chechén para que su bondad alejara al temido fantasma del malvado monarca. Pronto surgió de la tierra removida otro pequeño árbol, esta vez, con cualidades curativas. Era el Chacá, que también se extendería por la selva en la misma proporción que el Chechén y, hoy en día casualidad o no, detrás de un Chechén siempre hay un Chacá.

Y tú, ¿Cómo cuidas a los árboles y al medio ambiente?